Reconocimiento en la línea de combate adelantada

Body: 

Publicado: 1 de febrero de 2018 | Por: Eduardo Palomares Calderón | Foto: Sierra Maestra y Autor

Trabajadores y colectivos de destacada contribución a las obras de remodelación, restauración y ampliación, realizadas recientemente en el área patrimonial del cementerio Santa Ifigenia, recibieron en ese sagrado lugar de la patria el reconocimiento de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC).

Como se recordará en el aniversario 149 del inicio de nuestras luchas independentistas, el pasado 10 de octubre se unieron en la  simbólica línea de combate adelantada que ocupan Martí en su mausoleo y Fidel en el monolito que atesora sus cenizas, Céspedes y Mariana Grajales, en sus respectivos monumentos funerarios.

El frente patrimonial de tan alta estima quedó materializado en apenas cuatro meses, y a pesar de la complejidad del desmonte y montaje de las numerosas piezas de mármol de los panteones, la labor con los respectivos restos óseos, y el ambiente paisajístico creado, todo quedó como si llevara años exquisitamente cuidado.

Por tal motivo, a propuesta del Secretariado Nacional de la CTC el Consejo de Estado acordó atorgar al escultor Alberto Lezcay Merencio, por la contribución con su gesto altruista en la confección de la nueva escultura a la Madre de la Patria, la medalla Lázaro Peña I Grado, la cual le fue entregada por Ulises Guilarte de Nacimiento.

Por igual conducto el miembro del Buró Político del Partido y Secretario General de la CTC, condecoró con la Medalla Jesús Menéndez al director de la Oficina del Conservador de la Ciudad, arquitecto Omar López Rodríguez, y al doctor Guillermo Mora García, director provincial de Salud.

Además, le fue conferida la Medalla Hazaña Laboral a los trabajadores del Sindicato Civiles de la Defensa, Heriberto Castillo Rojas, Yulien Charón Danger, Alberto Estrada Hernández, Josué García Ibáñez, Rudy Montejo Serrano y Yoel Pulléz Puig, quienes la recibieron de manos de Lázaro Expósito Canto y María de los Ángeles Cordero Tamayo, máximos dirigentes del Partido y el movimiento obrero en la provincia, respectivamente.

En el que a su vez devino acto nacional por el aniversario 79 de la fundación de la CTC, fueron reconocidas con la Bandera Proeza Laboral la Brigada Constructora “Héroes del Moncada”, de la ECOA-57, la Empresa Provincial de Restauración y Conservación, y la Unidad Empresarial de Base Contingente “Josué País García”, de la ECOI-24.

Oros colectivos como la Brigada de Trabajo de Obras Especiales, de la Compresa de Construcciones Militares No.1, y la Brigada Cordón Santiago, perteneciente a la Empresa Agroforestal Gran Piedra-Baconao, fueron estimulados con el Certificado de Proeza Laboral, que otorga el Secretariado Nacional de la CTC.

Al dirigirse a los distinguidos, Guilarte de Nacimiento valoró su entrega y consagración en la creación de este extraordinario lugar para la enseñanza de la historia y el sentimiento patriótico de los cubanos, que los hace merecedores del infinito reconocimiento de los cubano que rinden aquí tributo a Céspedes, Mariana, Martí y Fidel.