Mostrarán el lado más “delicioso” de la huella francesa en Cuba

Body: 

Publicado: 23 de febrero de 2017 | Por: José Roberto Loo Vázquez | Foto: www.sabordemisolar.wordpress.com

La huella más “deliciosa” de la cultura francesa en Cuba, con algunos de los platos que llegan hasta la actualidad a la cocina tradicional, podrá ser vista en una exposición que realizará la Sociedad Tumba Francesa “La Caridad de Oriente”, declarada en 2003 Obra Maestra del Patrimonio Oral e Inmaterial de la Humanidad, en la santiaguera Casa Dranguet, hoy 23 de febrero.

Según la Máster en Ciencias Annia Domínguez Bicet, especialista del Centro Provincial de Patrimonio Cultural, la Sociedad Tumba Francesa “La Caridad de Oriente”, además de conservar los cantos, bailes y toques de instrumentos musicales, también preserva y lega, de una generación a otra, algunos platos típicos que forman parte de la cocina hogareña y tradicional cubana.

Detalla Domínguez que para la actividad este jueves, que forma parte de las celebraciones en Cuba del 155 aniversario de creado el grupo portador, en conjunto con miembros de la Asociación Culinaria, se recrearán algunas recetas, entre ellas el ajiaco, el congrí, los fricasés, las carnes fritas, las empanadas, los buñuelos de malanga, los turrones y la crema de vie.

“Estarán presentes los miembros de la Tumba Francesa y de la Asociación Culinaria, entre ambos vincularán la tradición con la modernidad, o sea, que a partir de esos platos típicos se elaborarán, con creatividad, algunas presentaciones más contemporáneas, además ese día los miembros de la Sociedad harán un bosquejo de cómo mantienen viva la tradición culinaria en el grupo portador”, aseguró Annia Domínguez Bicet.

También de la cultura culinaria del grupo portador, y que en la actualidad tienen un carácter tradicional en Cuba, son el tasajo, aporreados de carnes, jigote (guiso de carne picada), frituras de mariscos especialmente de bacalao, harina de maíz salada y dulce, tubérculos hervidos con mojo, bebidas como el ponche, aguardiente, diferentes rones y postres entre los que se destaca el arroz con leche.

De acuerdo con los investigadores, en las haciendas de los franceses Antonio Venet y Santiago Danger, situadas en las alturas del poblado de El Caney, tuvo sus raíces la Tumba Francesa Lafayette, nombrada así en honor al general abolicionista. En 1905 se dividió en dos y una de ellas, La Caridad de Oriente, sobrevive hasta hoy desde aquel 24 de febrero de 1862.

Esta conserva en todo su esplendor los aportes legados por las culturas francesas y dahomeyana- Benin, Congo y Níger –en la isla de Cuba–; como ejemplo genuino de la tradición y expresión de la cultura  popular del oriente cubano.