Interacción académica entre escuela francesa y universidad cubana

Body: 

Publicado: 22 de abril de 2016 | Por: Carlos Manuel Ponce Sosa | Fotos: Autor

Con ánimos de propiciar un fructífero intercambio de saberes profesionales, estudiantes y profesores de la Escuela Nacional Superior de Arquitectura París La Villette (ENSAPLV) y de la Universidad de Oriente (UO) de Santiago de Cuba, realizan en la ciudad caribeña un taller académico.

La experiencia es catalogada por Virginia Laguía, profesora de arquitectura en la universidad europea como un ejercicio pedagógico muy interesante, producto a que es una vivencia excepcional para los alumnos de ambas naciones en su proyección de futuro.

“Desde la arista de nuestra profesión, significa además analizar las necesidades de ciudades que arquitectos en formación no conocen, para programar luego una propuesta arquitectónica y urbana contextualizada”.

Virginia Laguía (en casi perfecto español) hizo énfasis en el último término de la cita y agregó: “no se trata de crear arquitectura y fachadas así no más… se trata de saber responder también a una necesidad local y en eso estamos trabajando concienzudamente en cooperación con Planificación Física, la Oficina del Conservador de la Ciudad y otras entidades de Santiago de Cuba”.

El intercambio tiene como sede principal el Centro Cultural Francisco Prat Puig. En el mismo intervienen 10 alumnos más su profesora de la ENSAPLV, y una representación docente de la Facultad de Construcciones y la carrera de Historia del Arte, pertenecientes a la casa de altos estudios indómita.

¿Qué dicen los protagonistas?

Pues para Jesús Varela, quien cursa el 3er año de arquitectura en la UO encuentros como estos son muy provechosos. “A nosotros nos da la posibilidad de conocer como se está trabajando la especialidad en otras latitudes, apreciar otros puntos de vistas, materiales diferentes, etcétera. En el aspecto idiomático por su parte, es un modo de concientizar que se debe poner más empeño para vencer esa barrera, otra manera de ser más integral”, expresó.

Asimismo, el estudiante galo Oscar Pueyo refiere que “resulta interesante porque vemos cómo se preparan en nuestro campo estudiantes de otros lugares. Por ejemplo, para nuestra labor en Francia tenemos un ordenador específico y acá se trabaja con otro tipo de máquina, a la hora de dibujar incluso es muy diferente… como experiencia es totalmente productiva.

Por su parte Élida Puente San Millán, profesora de la Facultad de Construcciones de la UO explica: “en el caso específico de los profesores, los diversos métodos de trabajo nos permiten constatar por dónde vamos respecto a la formación de los nuevos profesionales.

“Del mismo modo, la interacción es enriquecedora porque los alumnos nuestros están habituados a trabajar el contexto local, de ahí salen sus proyectos generalmente, entonces, al interactuar con el enfoque de los visitantes se establecen diversos criterios… ¿Cómo entrelazar esas dos visiones? … eso es lo novedoso de encuentros como estos”, sentenció. 

Con una frecuencia anual este 4to taller académico entre la delegación francesa y la universidad santiaguera, se traduce en un intensivo de terreno durante 15 días, herramienta determinante para los estudiantes, concluyó la profesora europea Virginia Laguía.